Misterio de Puma Punku en Tiwanaku

Puma Punku, también llamado Pumapunku, es uno de los lugares más misteriosos del mundo. Ubicado en Bolivia, dentro del complejo de Tiwanaku, este lugar presenta las piedras megalíticas más grandes del planeta. Puma Punku está lleno de bloques, desparramados por doquier, como si algo los hubiera dispersado de pronto. Se estima que en lugar había edificaciones y que algo, posiblemente una explosión y una inundación posterior, hizo que todo Pumapunku quedara en ruinas.
 
Pese a las exhaustivas investigaciones que han hecho los arqueólogos y científicos, no se han revelado los numerosos misterios de Puma Punku. Por empezar, no se sabe qué había allí, ni quién pudo haberlo construido, ya que no fue una civilización local. Según la leyenda local, lo construyeron los dioses, es por ello que muchos atribuyen esto a alienígenas o extraterrestres. El segundo misterio de Pumapunku es que no se pudo determinar la fecha de antigüedad de las rocas, en parte porque se desconoce qué tipo de herramienta o maquinaria se usó en los cortes de los bloques. Se estimaron fechas muy alejadas unas de otras, una en el 2000 a.C. y otra en el 15000 a.C., por Arthur Posnansky. El tercer misterio de Puma Punku es cómo se movieron esos bloques, ya que las piedras naturales estarían a muchos kilómetros de allí, sumado a que los bloques miden hasta 8 metros de altura y pesan entre de 100 y 200 toneladas. Es prácticamente imposible. El otro misterio de Pumapunku, el cual es el más extraño, es que, como ya se dijo, los cortes de los bloques no pueden haber sido hechos con herramientas rústicas, pero lo más misterioso es que tampoco existe una máquina en la actualidad o en la historia que pudiese hacer los cortes de tal forma. Es decir, los cortes se pueden hacer perfectamente hoy en día, pero si se examinan con microscopio, son diferentes a todos los estudiados, incluyendo los cortes con láser y sierra de diamante. Además de ello, se puede apreciar un trabajo excelente, ángulos perfectos, perforaciones circulares como agujeros alineados perfectamente (como si hubiesen sido hechos con taladros) y todo sobre piedras muy duras.
 
Otra de las grandes preguntas que encierra Puma Punku es el diseño de los bloques H y de cuál era su finalidad. Se hicieron modelos en miniatura, con las mediciones proporcionales a los reales. Uno de los estudios dio como teoría que los bloques H unidos, componían una especie de bisagras para una puerta gigante. La segunda teoría de los bloques H de Puma Punku indica que, unidos entre sí en el suelo y posicionadas como si fuera el piso, forman una pista de aterrizaje de aeronaves.
 
El enigma de Puma Punku continúa sin resolverse, pero de a poco, cada vez se está más cerca de armar el rompecabezas de misterios. Queda mucha intriga de qué sucedió en el lugar, pero las teorías se inclinan mucho por una explosión. Bloques tan pesados, partidos en pedazos, no pudieron haber volado de un lado al otro simplemente. Por otro lado, es cierto que se necesitó de una gran inundación para que muchos bloques se hundieran.
 
Todos estos enigmas hacen que Puma Punku sea uno de los lugares más misteriosos del mundo o más bien, el sitio arqueológico más enigmático del planeta. Si fueron extraterrestres o alienígenas, o una civilización avanzada que desapareció, no lo podemos saber, pero que maquinaria avanzada había en su construcción, está totalmente comprobado.





Si te gustó este artículo, ayúdanos con un me gusta!

Recomienda este post a tus amigos:
error:
A %d blogueros les gusta esto: